Ultimo Momento

Hombre de 68 años fue asesinado a golpes por custodios de Coto tras llevarse alimentos sin pagar

No es casual que en estos tiempos donde el gobierno de la alianza Cambiemos potencia la violencia institucional a través de la denominada “Doctrina Chocobar”, dos asesinos con traje de custodios privados hayan matado a golpes a un jubilado de 68 años, por robar un poco de mercadería en la sucursal del Supermercado Coto de San Telmo. No es casual que este hecho barbárico suceda en un contexto político de amparo a comprobados criminales que revisten como efectivos de las fuerzas de Seguridad, por parte de la ministra Patricia Bullrich y su jefe político, el empresario-presidente, Mauricio Macri. No es casual, ya que la violencia institucional instalada desde el 11 de diciembre de 2015, es una de las marcas distintivas de la lamentable gestión de la alianza Cambiemos.

Si bien el criminal hecho ocurrió el pasado viernes, promediando las 16hs, mediáticamente tomó relevancia entre ayer y hoy. Un hombre de 68 años, identificado como Vicente Ferrer, fue asesinado a golpes tras haber hurtado dos chocolates, un queso fresco de 500 grs. y una botella de vidrio de aceite de oliva de 500 ml, por dos empleados de seguridad que prestaban servicio en la sucursal del Supermercado Coto, ubicada en la Calle Brasil 575 del porteño barrio de San Telmo. Los asesinos, de quienes no trascendieron sus nombres, se encuentran detenidos.

«Los testigos me contaron que el hombre se resistió hasta que pudo, pero cuando cayó al suelo, le pegaron patadas en el piso y cuando yo lo vi, me parece que ya estaba muerto», le relató al matutino Página/12, Nicolás Ramos, vecino del barrio y fotógrafo, quien registró la escena que ilustra la portada. Luego de golpearlo, y dejarlo desvanecido, «lo arrastraron hasta el frente de la panadería» que está en la misma cuadra.

El clima de violencia que atraviesa a la Argentina en los últimos tres años, tuvo sus momentos más álgidos tras los asesinatos de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel, efectuados por efectivos de Gendarmería y Prefectura, respectivamente, como así también el dramático caso ocurrido en el porteño barrio de San Cristobal, donde un efectivo de la Policía de la Ciudad mató de una patada, a un hombre de 40 años en la vía pública, entre múltiples casos de gatillo fácil potenciados en estos últimos cuatro años.

Vicente Ferrer tenía una única hija, que vive en Alemania, que debió viajar de urgencia a la Argentina tras enterarse del asesinato de su padre.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Check Also

Se cayó la sesión que iba a tratar la prórroga del contrato con “El Trébol”

La candidata a intendenta del Frente de Todos-Moreno, Mariel Fernández, obtuvo su segunda victoria política: ...