Ultimo Momento

Los oficialismos triunfaron en La Rioja, Jujuy y Misiones

La marca política de las elecciones provinciales del último domingo, fueron las claras victorias de los oficialismos locales. En el caso de La Rioja, el Frente de Todos logró a nivel provincial una amplia ventaja sobre el macrismo/radicalismo de Juntos por el Cambio, y recuperó el municipio más importante, la capital, que desde 2019 estaba gobernado por la radical Inés Brizuela y Doria. La concurrencia de votantes superó el 70%.

En La Rioja, el peronismo, con la victoria, podrá poner en duda la tesis de la debacle de los oficialismos que tomó fuerza tras la derrota del MPN neuquino en abril, por más que los pagos riojanos sean territorios blindados por el PJ, donde nunca perdió una contienda desde el retorno de la democracia.

Por caso, esa apropiación nacional del triunfo de Quintela, que obtenía un 47,1% con un cuarto de las mesas escrutadas, se consumará con la llegada de Alberto Fernández este lunes para sumarse a los festejos.

Una visita que confirmaban fuentes oficiales en la previa de la votación y que presagiaba que el favoritismo del gobernador se haría efectivo en las urnas, como finalmente sucedía anoche, en el lento conteo de los votos. En el plano nacional, el primer saludo a Quintela fue del ministro del Interior Wado de Pedro vía Twitter, a quien el mandatario riojano recientemente nominó para una fórmula presidencial.

Partidos

Para el oficialismo provincial, en un escenario incierto, fue un alivio la dispersión del arco opositor. El principal rival, el diputado nacional Felipe Álvarez de Juntos por el Cambio, sponsoreado por Horacio Rodríguez Larreta, se quedaba con un 33,9% de las adhesiones.

Mientras que el libertario Martín Menem, una de las primeras lanzas federales de Javier Milei, lograba un 16,2%, diferencia casi exacta que la que se daba anoche entre Quintela y Álvarez.

El paradójico candidato anticasta que es sobrino del expresidente Carlos Saúl se apropió de un volumen del voto castigo que le impidió a Álvarez, de pasado peronista -y camporista-, forzar una elección polarizada.

Incluso, durante la jornada del domingo, Menem confrontó con Juntos por el Cambio, y acusó a los fiscales del sello amarillo de robo de boletas de su espacio.

Antes, Rodríguez Larreta había participado el jueves del cierre de campaña de Felipe Álvarez con dardos contra el libertario: “El que vota a Menem, vota a Quintela”, intentó el porteño atraer el voto útil, con encuestas en la mano. No alcanzó.

Territorio

En total, votó más del 70% del padrón de 301 mil riojanos habilitados, en una jornada que definió además 18 legisladores, 18 intendentes municipales y 36 convencionales para reformar la Constitución provincial, otra de las disputas que se vienen en la provincia.

Además de los tres candidatos mencionados se presentaron otros tres: Carolina Goycochea (Frente de Izquierda) llegaba al 1%, mejor performance que Cristian Corzo (Fuerza Liberal) y Mario Olmedo (Frente La Rioja), que no alcanzaba a completar el punto.

Otra de las claves para leer los comicios es territorial: el peronismo compensó una elección cuesta arriba en la capital provincial que representa la mitad del padrón con los votos del interior. Allí, el peso estructural del PJ fue clave para hacer valer la diferencia.

Pasada la medianoche, Quintela (FdT) obtenía el 50,7% de los votos, contra el 31,8% de su principal contrincante, el diputado nacional Felipe Álvarez (UCR-JxC), mientras Martín Menem (La Libertad Avanza) acumulaba el 15,5% de los sufragios.

Jujuy

El candidato del Frente Cambia Jujuy (FCJ), Carlos Sadir, obtuvo casi el 50% de los votos escrutado el 44% de las mesas habilitadas y se convirtió en el electo gobernador de la provincia en los comicios que se desarrollaron este domingo para elegir cargos provinciales, municipales y convencionales constituyentes.

De esta manera, el oficialismo jujeño retuvo la gobernación -mejoró la elección del 2019 donde consiguió el 43,76% de votos- y superó por un amplio margen al Frente Justicialista y al Frente de Izquierda-Unidad, que quedaron en segundo y tercer lugar respectivamente.

El gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, celebró por la noche la victoria de su espacio en las elecciones de gobernador de la provincia y aseguró que, con más del 40% de las mesas escrutadas por sus fiscales, el candidato Sadir lograba el 48,2% de los sufragios, en lo que consideró como una tendencia irreversible.

Misiones

El Frente Renovador de la Concordia Social retuvo la gobernación y la mayoría de los municipios y Hugo Passalacqua volverá a gobernar la provincia a partir del 10 de diciembre. En tanto que el actual mandatario provincial, Oscar Herrera Auad, asumirá como diputado provincial y, seguramente será el próximo vicepresidente de la Cámara, cargo que ocupa actualmente el mandatario electo.

En tanto, el FJxC, la expresión local de Juntos, se consolidó como la segunda fuerza desplazando al dividido FdT al tercer puesto. El diputado nacional Martín Arjol encabezó una campaña que trató de “pegar” al FR con el gobierno nacional. Arjol venía de ganar las elecciones de medio tiempo en el 2021.

El FR puso en juego 16 bancas y las intendencias de 77 de los 78 municipios, ya que sólo no gobierna la comuna de Colonia Aurora, una localidad “pequeña” ubicada en el centro de la provincia.

En estos comicios se votó por primera vez en las localidades de Salto Encantado fundada el 2 de junio del 2020 y la comuna de Fracran fundada el 27 de octubre del 2022.

En 2003 el entonces gobernador Rovira, convocó a justicialistas, radicales e independientes para conformar un partido misionerista alejado de los partidos nacionales. “Rovira tuvo la visión y priorizó la provincia de Misiones”, dijo en más de una oportunidad el electo gobernador Hugo Passalacqua.

Rovira ganó la re elección de ese año. En tanto que luego se impuso en los comicios del 2007 y 2011 con Maurice Fabián Closs, las del 2015 con Hugo Passalacqua las del 2019 con Herrera Ahuad y las de este domingo en las que postuló nuevamente a Hugo Passalacqua.

En cierta forma el electo gobernador Hugo Passalacqua lanzó su candidatura el 10 de diciembre del 2019 cuando le entregó el mando al entonces vicegobernador Oscar Herrera Ahuad. “Se quedaron con ganas de más Passalacqua”, dijo en ese momento Rovira.

Passalacqua había dejado su gobierno con un 65 % de imagen positiva. Porcentaje que también tiene hoy Herrera Ahuad.

A excepción de 2015, desde el 2003 Misiones desdobla su elección. “No dependemos de ningún partido nacional. Somos misioneristas y dirimimos primero las cuestiones provinciales”, dijo en más de una oportunidad tanto Herrera Ahuad como Passalacqua.

Bajo este slogan Herrera Ahuad, Passalacqua, Spinelli y demás candidatos a diputados e intendentes llevaron adelante la campaña electoral. “Primero Misiones”.

La nacionalización no tuvo el efecto esperado. Las presencias en Posadas, Eldorado, Oberá e Iguazú del gobernador de Jujuy y pre candidato a presidente Gerardo Morales, el jefe de Gobierno porteño y precandidato a presidente Horacio Rodríguez Larreta, la presidenta del Pro (en uso de licencia) y pre candidata a presidenta Patricia Bullrich y el referente del Peronismo Federal el rionegrino Miguel Ángel Pichetto y la ex gobernadora de la provincia de Buenos Aires María Eugenia Vidal no lograron torcer la voluntad del electorado.

 

 

 

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Check Also

La inflación de noviembre en la Ciudad fue de 11,9% y acumula 146,4% en lo que va del año

Según la Dirección General de Estadísticas y Censos de la Ciudad de Buenos Aires, en ...